martes 24/11/20
SEIS MESES DEL CIERRE

Marruecos refuerza el control de sus costas para evitar las escapadas de sus jóvenes hacia Ceuta

* Policía y Fuerzas Auxiliares despliegan un fuerte dispositivo en toda la franja costera adyacente a Ceuta

 
 

La desesperación está haciendo mella en la juventud marroquí, que no ve salida a una situación que les está dejando sin horizontes.

Los jóvenes de Fnideq, ciudad a 7 kilómetros de Ceuta, han puesto en marcha una iniciativa que busca paliar la grave situación económica y social por la que atraviesan desde el cierre de la frontera, que no es otra que intentar alcanzar Ceuta a cualquier precio, a sabiendas de que, en el mejor de los casos, serán devueltos a las pocas horas y entregados a los agentes de Bab Sebta.

En las últimas semanas algunos jóvenes consiguieron llegar a Ceuta; otros, como Fuad, de 17 años, sigue en paradero desconocido.

Las cosas no están nada bien en Marruecos. La pandemia ha agudizado problemas endémicos.

El cierre de la frontera, que cumple 6 meses, coincidió con la expansión del Covid-19, lo que, de un modo u otro, le vino bien a una Dirección General de Aduanas, que siempre buscó motivos para ponerle el candado a Bab Sebta y poner fin a una situación, la del porteo, que les procuraba amargos sabores cada vez que hacían cuentas y contemplaban que nada o poco ingresaban en concepto de tasas y aranceles.

En poca cuenta se tuvo la realidad social de la zona, muy dependiente del trasiego de productos desde Ceuta. Imperó la opinión de Aduanas sobre todas las demás, incluso los políticos callaron y dejaron hacer, olvidando sus obligaciones como gestores públicos.

Aduanas les vendió la idea de cierre como absolutamente necesaria, así como que sus consecuencias serían mínimas en la población, “que ya buscaría en otros sitios”, todo ello bien condimentado con un proyecto de construcción de depósitos francos, “pegados” a Ceuta, y que según avanzaron algunos responsables de Aduanas Marroquíes, “paliarán los efectos del cierre”.

La pandemia reforzó la posición de Aduanas ante las reticencias de los políticos. El cierre también sirvió como medida experimental para conocer en profundidad consecuencias económicas y sociales, y posibles reacciones. El fin no era otro que ponerle un tapón al boquete que significaba Ceuta para las arcas aduaneras.

Los depósitos aduaneros, promovidos por Aduanas, son la expresión de unos cálculos que tienen como objetivo ganar tiempo y generar algo de esperanza, pero nadie se cree que vayan a solucionar mínimamente los graves problemas que aquejan a la población de Fnideq, 90.000 habitantes, y que siempre vivió a remolque de Ceuta.

Y no solo Fnideq, también está Rincón, que nunca vivió depresión económica como la que soporta desde el cierre de la aduana, así como otros muchos sitios  que durante muchos años vivieron de los beneficios colaterales de su vecindad con Ceuta.

Aduanas ha ejercido una presión incansable para que se cortara el paso de mercancías, haciendo valer su condición de maquinista engrasador en la nave de la Hacienda marroquí.

Recaudación

Según informes de la propia Administración de Aduanas e Impuestos Indirectos (ADII), los ingresos en 2019 alcanzaron la cifra de 103.700 millones de dírhams, unos 9.500 millones de euros, lo que supone un aumento de un 3% respecto a 2018. Todo un récord.

La fiebre recaudatoria es de una gran magnitud. Hace poco la Administración de Aduanas decidió aplicar un aumento del 40% en los aranceles que se venían aplicando a los productos procedentes de Turquía, lo que en la práctica significó el entierro del Tratado de Libre Comercio firmado en 2016

https://www.islamnews.es/articulo/marruecos/marruecos-pone-fin-tratado-libre-comercio-turquia/20200804203152007136.html

Hace unos días, el periódico L´Économiste informaba de nuevos procedimientos impositivos que dificultan enormemente las importaciones, lo que se tradujo en airadas protestas de los inversores, que sienten en sus cogotes el aliento de las fauces de la Administración de Aduanas. ADII está muy pendiente de las relaciones comerciales entre franquiciadores y franquiciados.

La situación que viven las zonas adyacentes a Ceuta puede calificarse de total dramatismo. Hace muy poco se ha constituido un sindicato que busca luchar por la situación de los trabajadores fronterizos, cuyo presidente, en una entrevista concedida a Islam News, calificaba la situación de “dramática”.

https://www.islamnews.es/articulo/entre-fronteras/nuestro-primer-objetivo-es-reabra-frontera-podamos-volver-nuestros-puestos-trabajo-ceuta-marwan-chakib-secretario-general-union-marroqui-trabajo-umt/20200907213652007256.html

Los políticos ceutíes deberían hacer un esfuerzo y lanzar propuestas en favor de una entente aduanera, que tenga como fin normalizar una situación que afecta los intereses de todos. Ceuta no puede vivir ausente de su propia realidad.

 
 

Marruecos refuerza el control de sus costas para evitar las escapadas de sus jóvenes...